Widgetized Section

Go to Admin » Appearance » Widgets » and move Gabfire Widget: Social into that MastheadOverlay zone

IU y otras fuerzas de la izquierda parlamentaria coordinan su rechazo a la reforma de las pensiones para “frenar en seco los recortes del gobierno”

Gaspar Llamazares advierte de que “estamos ante un ‘pensionazo’ que busca dar un golpe al Estado del bienestar y con el que el Gobierno busca poner a las clases medias al servicio de los mercados”.
 
El portavoz parlamentario de Izquierda Unida, Gaspar Llamazares, ha registrado y presentado hoy junto a otras cuatro formaciones políticas con representación parlamentaria un voto particular de totalidad y 7 votos parciales en contra del informe de recomendaciones del Pacto de Toledo para modificar las pensiones que se debe votar mañana en el Congreso. Llamazares considera que esta es la forma de “frenar en seco los recortes que plantea sacar adelante el Gobierno, principalmente la elevación de la edad de jubilación a los 67 años”.
 
El diputado de IU ofreció una rueda de prensa en el Congreso junto a Nuria Buenaventura (ICV), Joan Ridao y Joan Tardá (ERC) y Olaia Fernández Davila (BNG) –la propuesta la firma también Nafarroa Bai- por este tema y juntos aseguraron que la iniciativa supone una “enmienda a la totalidad” al informe, desglosada en una parte principal y 7 referidas a cuestiones concretas.
 
Llamazares detalló que se ha hecho de esta forma “por estrategia parlamentaria” para tratar de así de conseguir acuerdos puntuales pero “con mayorías amplias” de otros grupos, sobre todo con el objetivo de rechazar que se proponga al Gobierno subir la edad de jubilación a los 67 años, así como la congelación de las pensiones como ha ocurrido en 2011. Esto dejaría en minoría al PSOE en la votación ante el Pleno de mañana.
 
Llamazares indicó que no estamos ante una reforma sino ante un auténtico “pensionazo” ejecutado “contra el propio Pacto de Toledo, contra el acuerdo y contra el consenso en un tema que afecta a millones de futuros pensionistas”.
 
“Lo que se pretende no es más que un golpe al Estado de bienestar y el Gobierno busca poner a las clases medias al servicio de los mercados. No dudan en manipular las cifras demográficas, en alarmar a la población y en manipular el envejecimiento para considerarlo como un castigo y no como un hecho real”, indicó el portavoz de IU.
 
Gaspar Llamazares puso como ejemplo que subir la edad de jubilación a los 67 años “tendría un significado similar a aumentar 1 ó 2 horas las horas de trabajo diarias. Están buscando una derrota de las conquistas logradas por el movimiento obrero y la izquierda a lo largo de la historia”.
 
Llamó la atención sobre que el actual sistema de pensiones “es eficaz y viable tal y como está, más que los de nuestro entorno europeo” y señaló que “pese a esta eficacia, aún tiene carencias ya que las pensiones en España son el 70% de la media europea y un 70% de nuestros pensionistas no llegan ni a mileuristas. Frente a este hecho, lo que buscan ahora es empeorarlo aún más”.
 
Para Llamazares, “si lo que pretenden sale adelante aumentará la pobreza y la disparidad de rentas. Habrá menos cohesión social y menos igualdad”.
 
En la foto Gaspar Llamazares.